miércoles, 14 de octubre de 2009

FOTOGRAFÍA DE COMPROMISO SOCIAL



La presente fotografía fue tomada por Margaret Bourke-White en 1950 en una mina de oro de Johannesburgo(Sudáfrica) a 1500 metros de profundidad. Vemos a dos hombres negros con el brillo del sudor recorriendo todo su cuerpo. En su cara vemos reflejado el esfuerzo y el cansancio, pero sobre todo destaca la mirada pérdida en el presente incierto que seguramente acompañaba a estos dos hombre en la Sudáfrica de esa época. No olvidemos que el sistema de segregación racial, apartheid, fue instaurado en el año 1948. Dicho sistema lo conformaban un conjunto de leyes que separaban a los blancos y los negros en todos los aspectos y niveles de la vida cotidiana.
Por dicho motivo he elegido a la fotógrafa Margaret Bourke-White merecedora del reconocimiento por toda persona interesada en la fotografía de denuncia social para publicar una de sus fotos en este blog. Dicho tipo de fotografía se ha ido perdiendo en los últimos años en detrimento de una fotografía artística. Bajo ningún caso pienso en infravalorar o despreciar a la fotografía artística, pero si pienso que el objetivo de la fotografía es producir sensaciones y sentimientos a la persona que la este observando y tal objetivo lo cumple, mejor que nadie, la fotografía de denuncia social.
Uno de los grandes ejemplos de fotógrafa social fue Margaret Bourke-White. Margaret vivió una época historicamente convulsa(1904-1971) y fue el paradigma del compromiso social y político del periodismo fotográfico norteamericano. Contribuyó a fundar la revista Life, fue corresponsal en la Segunda Guerra Mundial donde tomó conmovedoras fotos en la liberación de los campos de concentración. En 1946 se trasladó a la India para capturar imágenes de las luchas de liberación híndues con el claro ejemplo de su famosa foto a Ghandi.

5 comentarios:

Álvaro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Álvaro dijo...

Pensé que alguien comentaría ésta antes que yo, pues ya tenía pensado lo que iba a escribir desde esta tarde jejejeje

La fotografía artística actual no tiene mérito. Los retoques fotográficos están a la orden del día y cualquiera con una buena cámara puede hacer fotos increíbles.

Si buscas en un portal popular de fotos como Flickr y buscas 'Torre Eiffel' o 'Coliseo', te van a salir miles de fotos desde distintos ángulos y menos retocadas o más retocadas.

La fotografía auténtica no requiere de buenas cámaras. Requiere estar en el momento oportuno en el lugar oportuno y que no te tiemble el pulso al disparar. Sea para retratar un momento único que transcurre en décimas de segundo, para retratar lugares inhóspitos para el hombre o para recoger los dramas sociales y acompañado de una larga explicación, como es el caso.

Un saludo.

Pablo dijo...

Alvaro:
Dificilmente se puede explicar mejor lo que queria expresar en el artículo. Gracias por la aportación y suscribo todo lo que has escrito.
Lo que pasa es que muchos fotógrafos de hoy en día no se atreven a estar en los lugares candentes donde podrían sacar las fotografías más espectaculas prefieren hacerlo desde su estudio de New York donde es imposible que les tiemble el pulso.

Anónimo dijo...

Con comentadores como Alvaro, da verguenza comentar... jejeje! Completamentre deacuerdo, ¿qué mérito tienen las fotografía artísticas de hoy en día? Ninguna.
Fotos como ésta son las que estremecen y ponen los pelos de punta.
Marta

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo.

Real